Saltar al contenido

¿Compro un cortacésped eléctrico o de gasolina?

Hasta hace no mucho tiempo, la única buena alternativa era la de comprar un cortacésped de gasolina. No obstante, los modelos eléctricos han ido evolucionando muy rápidamente y hoy en día, dependiendo de nuestras necesidades, uno u otro modelo puede interesarnos más.

¿Cómo funciona un cortacésped?

La única diferencia entre un cortacésped eléctrico y uno de gasolina es que el mecanismo que proporciona la energía al motor funciona diferentemente, el resto, es igual.

Básicamente, un cortacésped consta de:

  • Un motor, que se encarga de hacer girar una cuchilla lo suficientemente rápido para que sea capaz de corta el césped.
  • Esta cuchilla, se encuentra situada en la parte baja de la máquina y rodeada de una carcasa conocida como cubierta.
  • La cubierta tiene como misión aislar la cuchilla por seguridad y evitar que todos los trozos de hierba cortados salgan volando en todas direcciones.
  • En los modelos con recipiente, el cortacésped tiene un hueco en la cubierta con el objetivo que toda la hierba cortada por la cuchilla se dirija automáticamente dentro de este recipiente, evitando que el césped cortado se quede en el suelo.
  • Evidentemente, la plataforma del cortacésped se apoya sobre 4 ruegas, desde donde generalmente se puede configurar la altura de la máquina y por tanto de la altura del corte deseado.
  • Finalmente, los cortacéspedes tradicionales son manejados a través a un manubrio desde donde se arranca, empuja y apaga el cortacésped, y se controla la velocidad del motor*.

*En función del modelo, pueden presentarse más o menos opciones de control de la máquina.

Tipos de cortacéspedes eléctricos

Existen multitud de máquinas costacésped independientemente de que sean eléctricas o de gasolina (tipo tractor, autopropulsadas, etc), no obstante, dentro de los cortacéspedes eléctricos podemos diferenciar dos grandes grupos:

  • Los cortacéspedes eléctricos con cable: funcionan conectados a la red eléctrica.
  • Los cortacéspedes eléctricos de batería (inalámbricos): funcionan con baterías que requieren ser recargadas cada cierto tiempo y ofrecen una autonomía determinada (más o menos elevada en función del modelo).

Principales diferencias

CORTACÉSPED ELÉCTRICO CON CABLE CORTACÉSPED ELÉCTRICO DE BATERÍA
Autonomía ilimitada Autonomía de 30 – 90 min según el modelo
Precio de coste generalmente inferior Precio de coste generalmente más elevado
Limitados por distancia a la longitud del cable No limitados por distancia
Requiere un mantenimiento prácticamente nulo Al cabo de un tiempo las baterías dejarán de funcionar y deberán de reemplazarse
Enchufar y usar Debe acordarse de recargar la batería antes de su uso
Poco pesados Ligeramente más pesados
No se debe de usar bajo la lluvia o en días muy húmedos El frío afecta negativamente a la duración de las baterías y se debe evitar su uso los días lluviosos
El cable puede molestar, sobretodo en presencia de árboles u otros obstáculos Sin cables

¿Cuál me conviene más?

Las diferencias entre ambos modelos son muy claros por lo que deberían de elegirse uno u otro en función de las preferencias de cada usuario.

La compra de un cortacésped eléctrico de cable puede ser ideal en caso de tener, por ejemplo, un pequeño jardín con pocos árboles de por medio (se enreda el cable alrededor de ellos) cercano a algún enchufe eléctrico (como puede ser en un adosado). Además, en caso de tener vecinos cerca, agradecerán el poco ruido que hace un modelo eléctrico (en caso de dudar entre un modelo eléctrico con cable y uno de gasolina).

Puede resultar laborioso tener que acordarse de cargar sistemáticamente las baterías para cortar el césped de un jardín de pocos metros cuadrados.

Diferencias entre los cortacéspedes eléctricos y de gasolina

En las comparaciones entre los cortacéspedes eléctricos y de gasolina, hacemos referencia a los modelos eléctricos funcionando con batería.

CORTACÉSPEDES ELÉCTRICOS CORTACÉSPEDES DE GASOLINA
Menos contaminantes* Más contaminantes
Más ligeros Más pesados
Autonomía limitada (30 – 90 min) Autonomía mucho mayor
Menos potentes Más potentes**
Se recomienda evitar su uso bajo la lluvia Funciona perfectamente bajo todo tipo de condiciones meteorológicas
La batería tiene una vida útil limitada Más duraderos
Silenciosos Mucho más ruidosos
Requiere poco mantenimiento Requiere más mantenimiento
Su precio de compra es más elevado, aunque a largo plazo acaban siendo más económicos Su precio de compra es más económico
Fáciles de arrancar Algunos modelos pueden ser más complicados de arrancar

*Aunque los cortacéspedes eléctricos no emiten gases contaminantes a la atmósfera, no hay que olvidar que las baterías de litio son muy contaminantes, y que la energía eléctrica que requieren también se obtiene, mayoritariamente, mediante procesos contaminantes.

**A día de hoy los cortacésped de gasolina siguen siendo de media máquinas con rendimientos notablemente superiores a las máquinas eléctricas.

¿Qué máquina cortacésped me conviene más?

Autonomía

Existen dos situaciones muy claras en las que creemos que deberías de decantarte si o sí por una máquina cortacésped de gasolina: cuando el terreno que tengas sea o muy pequeño (a menos que compremos un modelo eléctrico con cable) o muy grande.

  • Si tu terreno es muy pequeño, el consumo de gasolina será muy pequeño y te llevará muchísimo tiempo acabar ahorrando por tener un cortacésped eléctrico. No te compensará la diferencia de precio de venta entre un modelo y otro.
  • Si tu terreno es muy grande, te conviene tener un cortacésped de gasolina por el simple hecho de que la autonomía de tu máquina eléctrica muy probablemente no sea suficiente. Ten en cuenta que si gastas todo el tanque de combustible de tu cortacésped de gasolina, bastará con volver a llenarlo para poder seguir inmediatamente después cortando el césped de tu jardín; en cambio, con un modelo eléctrico, tendrías que esperar varias horas a que acaben de recargar tus baterías.

Rendimiento

  • Si tu jardín tiene un césped grueso y duro, con multitud de otras plantas creciendo de por medio, es probable que necesites una máquina potente y en ese caso los cortacéspedes de gasolina tienen mejores prestaciones.
  • Si tu jardín tiene un césped fino y esta muy bien cuidado, entonces el rendimiento de un modelo eléctrico te será claramente suficiente.

Cuidado del medio ambiente

Aunque los modelos eléctricos aún están lejos de ser 0% contaminantes, los modelos de gasolina, al igual que un coche, desprenden gases nocivos para el medio ambiente.

Coste

Si comparamos dos cortacéspedes con prácticamente el mismo rendimiento, el modelo eléctrico será notablemente más caro. En cambio, un cortacésped eléctrico no requiere gasolina para su funcionamiento, por lo que a largo plazo los modelos eléctricos acaban siendo más económicos.

Por otro lado, aunque pueda parece laborioso tener que cargar las baterías con tiempo, los modelos de gasolina requieren precisamente gasolina para su funcionamiento, así que de vez en cuando estaremos obligados a pasar por una gasolinera.

Otros

Aunque puedan parece cualidades menores, lo cierto es que para determinadas personas pueden resultar imprescindibles:

  • Facilidad de arranque: los modelos eléctricos se arrancan con un botón mientras que determinados modelos de gasolina requieren cierta fuerza física. Este detalle puede ser vital para por ejemplo personas mayores.
  • Peso: los modelos de gasolina tienen motores más complejos y por tanto más pesados, lo que empeora su maniobrabilidad durante su uso o que sea más pesado guardar la máquina al finalizar la tarea.
  • Mantenimiento: mientras que los modelos eléctricos apenas requieren mantenimiento, los modelos de gasolina requieren gasolina y aceite para su funcionamiento además de un mantenimiento algo más exigente (filtros de aire y aceite, bujía, …).
  • Fiabilidad: aquí sí ganan los modelos de gasolina. Los cortacésped de gasolina son mucho más robustos y duraderos, especialmente cuando se enfrentan a condiciones ambientales adversas (frío, lluvia, …).
  • Ruido: Los modelos eléctricos son infinitamente menos ruidosos que sus competidores de gasolina.

Conclusión

Después de toda la información expuesta aquí arriba, deberías de tener claro que modelo te conviene más comprar:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *